28 de febrero de 2019

ANTÍTESIS

ANTÍTESIS

Bueno o malo. Negro o blanco.
Alto o bajo. Claro, oscuro.
Sucio o limpio. Blando o duro.
Sima o cima. Mesa o banco.
Fuerte o débil. Frente o flanco.
Corto o largo. Noche y día.
Dulce, amargo. Tuya o mía.
Propia, ajena. Odio, amor.
Vida o muerte. Frío, calor.
Televisión o poesía.

Rubén Sada. 15/02/2019.

DOCTOR EN OPINOLOGÍA

DOCTOR EN OPINOLOGÍA


"País, que premia al charlatán, y al que se gana el pan lo tilda de infeliz".

(Del tango "A mi país" - Roberto Diaz/Reynaldo Martín)

Se respiran libertades
y de acallarlas no hay modo,
todo el mundo habla de todo
alegando sus verdades.
Expresar barbaridades
les provee “categoría”,
hablan sin bibliografía,
de prueba y datos prescinden,
y hoy la carrera que rinden
es la de opinología.



Para ser un opinólogo
solo hay que poder hablar,
estar bien presto a opinar
y decir un buen monólogo.
Se los exime de prólogo,
y el saber no califica,
el criterio no se explica
y opinan sin fundamento,
pura opinión, puro cuento
que hoy en TV se replica.


Y opinan de economía
un doctor o una abortera,
o la ilustre cocinera
de cualquier roticería.
Un mecánico sin guía
opina de un homicidio,
un capellán con subsidio
opina sobre un fiscal,
y el caso ya es un barrial,
si fue crimen o suicidio.


Luego opina un panadero
sobre leyes astrofísicas,
y con ciencias metafísicas
da el diagnóstico un cartero.
Con la epopeya de Homero
da argumento cautelar
la amiga de un familiar
que acertó en las elecciones,
y tiran más opiniones
que en “Polémica en el bar”.


Opina una impresentable
solo por ser “la hija de...”,
y hasta opina un balompié
sobre un balance contable.
Expresan de un modo amable
que lo “contó un pajarito”,
y se va esparciendo el mito...
¡Si tuvieran que pagar!
No cuesta nada opinar
siempre y cuando sea gratuito.


Por eso es que entré en concurso
también para recibirme,
y un diploma les confirme
que habré de aprobar el curso.
Es la opinión mi discurso
de todo tema y teoría,
y al ver que tanta osadía
hace a todos a opinar
también me he puesto a estudiar
“Doctor de Opinología”. 


© Rubén Sada. 28/02/2019.

27 de febrero de 2019

MENÚ DEL DÍA

MENÚ DEL DÍA


Yo debí enfrentarme al hambre
en un negro calabozo,
y hoy en mi memoria esbozo
menús de oscura raigambre.
Fui más flaco que un alambre,
beber algo era impreciso,
¡si hasta comía del piso!
Me daban sobrantes, saldos
y a veces me daban caldos,
restos de sopa o de guiso.



Cada día un desafío
de un interminable año,
preso, el tiempo es algo extraño:
un minuto es el hastío.
Eterno fue ese año mío
y en mis recuerdos descollo,
mientras estuve en el hoyo
hubo días que fue un reto:
comer un plato repleto
de los hígados del pollo.



Exquisito y repugnante
fue ese original menú
que a manera de ragú  [1]
me trajeron, con picante.
Un soldado dragoneante
a una hora media incierta,
el cerrojo de mi puerta
destrabó y me entregó el plato,
vi el manjar, cual pobre gato
que come una rata muerta.



Otra cosa no tenía,
más que lo que ellos me daban,
los platos ni los lavaban,
yo mismo “los mantenía”.
Cuando hay hambre no hay tutía,
y la mente se corroe
como un faquir con oboe
que al tocar levanta sierpes,
el hambre es peor que el herpes
cuando la carne te roe.



Dura prueba la comida,
mas, me las fui rebuscando,
pero la peor fue cuando
la sed ganó la partida.
Sin un líquido o bebida
durante dos días seguidos,
sin agua o mate cosido
para la enjaulada fiera,
la mente se desespera,
no sé ni cómo estoy vivo.



Hoy recuerdo esa experiencia
que me tuvo a pan y agua,
como un mazazo en la fragua
y al borde de la demencia.
Pero fiel a mi conciencia
fui pasando el día a día
estoico y con hidalguía
levantándome al caer,
y lo tuve que comer...
¡Era mi “menú del día”!



© Rubén Sada. 27/02/2019.



[1] Ragú. Guiso de carne cortada en pedazos. (Fig). Hambre, comida escasa (lunf).

DÉCIMA PENTA RIMA

DÉCIMA PENTA RIMA
La penta rima se obtiene
del canto ¡oh! Ya destaco
el encanto. Yo la saco,
va lenta¡Mima! ¡Me viene!
Ya intentaencima, ¿qué tiene?
Hoy: dulzor y miel con caña,
doy candor, laurel, ron, maña,
y trillo fino mi miedo,
mi grillo vino y me enredo...
¡Soy cantor, fiel son de España!

Rubén Sada . 02/01/2019.


NOTA: La penta rima conserva las reglas de la décima espinela, con la dificultad de rimar además las cinco palabras claves de cada verso.

21 de febrero de 2019

AUTÓCTONA AVENTURA

AUTÓCTONA AVENTURA

Disfrutando el tibio sol
entre pájaros y anfibios,
voy respirando aires tibios
en la tarde de arrebol.
Muchos artistas, crisol
de poesía y de pintura,
van plasmando la hermosura
del bellísimo paisaje,
es un bálsamo este viaje
y a nuestra alma es una cura.

🌹🌼🌺💐🌷

Luego me acerco al pintor
y aprecio el cuadro de Mauro,
que más veloz que un centauro
tiñe el lienzo de color.
El paisaje inspirador
me ha impulsado a darle gracias,
mientras esta tarde lacia,
descuelga el mejor remedio,
caminando por el predio
¡no necesito farmacia!

🌹🌼🌺💐🌷

Un fresco árbol ya me ampara
y en sus sombras me cobijo,
siento a un pájaro y su hijo
que un trino me regalara.
Un arroyo de agua clara
viene del bosque al aromo,
y en su sombra me desplomo
calmo, para meditar
cuánta felicidad es dar
bajo este celeste domo.

🌹🌼🌺💐🌷

Florece como amapola
una pregunta impensada,
y aunque es bella la jornada
tanto silencio me asola.
Mi duda ya se acrisola
y va tomando este cauce,
en el riacho en que el encauce
cobija al sauce llorón,
se me escapa un lagrimón,
¿por qué está llorando el sauce?

🌹🌼🌺💐🌷

Llora triste en la ribera
porque el río confidente
era consuelo silente
del sauce y de la palmera.
Llora un llanto en primavera
porque no regresará,
el arroyo al río irá
y soledad le avizora,
parece que el sauce llora
porque el arroyo se va.

🌹🌼🌺💐🌷

Suave brisa hace que cimbre
una cigarra en el junco,
y a mi pasar, queda trunco
su canto y calla su timbre.
Un colibrí cruza el mimbre
y salta de flor en flor,
se enamoró del dulzor
de un ceibo que arroja besos,
y entre tantos embelesos
quiero ser un picaflor.

🌹🌼🌺💐🌷

Y me dispongo a volar
con las alas de este libro,
que me hace sentir que vibro
mientras todo es admirar.
Con su guitarra un juglar
forma ronda para el mate,
cada verso que en mí late
se va despidiendo ahora,
me dice ‘chau’ la totora,
que de ‘volver pronto’ trate.

🌹🌼🌺💐🌷

Tanta majestuosidad
hace del sitio un vergel,
mientras tallo con cincel
la poesía y la amistad.
Soy nada en la inmensidad
en contacto con natura,
no existe mejor lectura
que mi gratitud abarque,
Guillermo Hudson, el parque:
¡una autóctona aventura!

🌹🌼🌺💐🌷

Rubén Sada. Publicado en la ANTOLOGÍA "EN LAS HUELLAS DE HUDSON". 

18 de febrero de 2019

MILAGRO

MILAGRO

Cuando la puerta de reja
haga detrás de ti “clac”,
historia será Tupac
y no habrá quién te proteja.
Te queda la moraleja
que “no es eterno el poder”,
y tendrás que comprender
la condena que consagro,
de tus crímenes, Milagro,
jamás te habrán de absolver.

© Rubén Sada. 18/02/2019.

Revocación de la absolución a la condena a Milagro Sala, por múltiples delitos cometidos.

UNA MAÑANA SIN SOL

UNA MAÑANA SIN SOL

Si el día que yo me vaya
llegara a nublar tu cielo,
por mí no mojes pañuelo,
sólo mira al cielo y calla.
Cuando la muerte canalla
me llame con su arrebol,
yo cumpliré con mi rol
y el sol será claridad
aunque sea en la ciudad
una mañana sin sol.

© Rubén Sada. 18/02/2019

16 de febrero de 2019

UNIVERSIDAD DE LA YECA

UNIVERSIDAD DE LA YECA

Para todos muy buen día,
muy buenos días, tocayo,
esta duda en que me hallo
responda en poesía.
Si la décima es la guía
y debemos practicar,
su respuesta ha de alumbrar
entre tantos varios vicios:
¿cuáles son los beneficios
y el gran valor de estudiar?

¿Por qué mejora el estudio?
¿Un buen alumno es maestro?
Si estudiar es algo diestro
será que no lo repudio.
En el lluvioso interludio
de esta cálida estación,
mi duda se hace canción
y le vuelvo a preguntar:
¿Por qué tengo que estudiar?
¿Qué cosa es la vocación?

Yo tengo buena actitud
para ser autodidacta,
y siempre mi mente pacta
con el saber, ¡qué virtud!
Hay que tener aptitud
y darle buena acogida,
sabiduría extendida
viene del saber vivir,
será bueno discernir
¡qué gran escuela es la vida!

Leer mucho es beneficio,
mejor media hora a diario,
estudiar el diccionario
es el más buen artificio.
Escribir es un oficio
que al futuro no hipoteca,
conozco mi biblioteca,
puedo mostrarla y no es broma
tengo un vivencial diploma
en la Escuela de la Yeca.

Será la universidad
de la Yeca, la que adopto,
en la escuela por la que opto
debo poner voluntad.
Reflejar la realidad
y aprender, siempre aprender,
olvidando el negro ayer,
mientras cumplo con mi rol,
porque siempre saldrá el sol
de este nuevo amanecer.

Habrá muchas vocaciones
en el alma de la gente,
está quien dice “presente”
y se destaca en sus dones.
Hay quien le pone pasiones
al fútbol y se hace arquero,
está el famoso enfermero
con vocación, o doctor,
y también el profesor
como es usted, compañero.

Lo aprendido nunca alcanza,
siempre hay tiempo de aprender
tierra fértil el saber
y hay que darle a la labranza.
Cultivar el tiempo a ultranza
para poder adquirir
esa ciencia del vivir,
el tiempo, sino no rinde,
ya descansaron el “finde”,
ahora pónganse a escribir.

El saber no ocupa espacio
que hay que sacar de otra parte,
hay que darle tiempo al arte
más valioso que un palacio.
Ir trabajando despacio
un lugar en la llanura
y un árbol de gran altura
crecerá de maravilla,
si siembras noble semilla
del arte y de la cultura.


© Rubén Sada. 11 de febrero de 2019.

ACERTIJO DEL HORMIGUERO

ACERTIJO DEL HORMIGUERO

La duda que me apuñala
no sabrán responder muchos,
sobre estos animaluchos
que vi al puntear con la pala.
Sé que la hormiga no es mala
y que vive en un agujero,
pero yo respuesta quiero
y que por favor me digas,
si sabes ¿cuántas hormigas
es que tiene un hormiguero?

© Rubén Sada. 11 de febrero de 2019.

MENÚ

MENÚ

Aunque les doy un buen trato
mis trotes no los atrapan,
y asustados, se me escapan
el loro, el perro y el gato.
Nunca les doy un maltrato
mas, le tienen miedo al brillo
que sale de mi cuchillo
cuando preparo comida,
y me gritan en su huida
que yo atrape a un cochinillo.

© Rubén Sada. 16/02/2019

15 de febrero de 2019

GIMNASIA CEREBRAL

GIMNASIA CEREBRAL

La décima ya es mi vicio
y cada vez que la intento
voy más rápido y no lento,
y tengo buen ejercicio.
Cerebral es mi artificio
del canto tradicional,
¿para cuándo allá en Bernal?
Mientras tanto escribo en casa,
y así el tiempo se me pasa...
¡es gimnasia cerebral!

A mi cerebro taladro
buscando un buen argumento,
en la escritura no miento
por eso es que a veces ladro.
Cada octosílabo escuadro
respetando así el plural,
fluyen como manantial
y causan mucho bullicio,
la poesía es ejercicio...
¡es gimnasia cerebral!

El pie forzado respeto
si la luz mental se enciende,
si mi verso no se entiende
a explicar me comprometo.
Llenar el alma en secreto,
jamás inclinarme al mal,
vindicar lo espiritual
es el mejor beneficio,
la poesía es ejercicio...
¡es gimnasia cerebral!

Aquí estoy en mi gimnasio
practicando la escritura,
porque el arte y la cultura
merecen un buen espacio.
En mi hogar tengo el prefacio
que antecede al fin triunfal,
cultivando este ancestral
arte y buena idiosincrasia,
escribir ¡qué gran gimnasia!
¡Es gimnasia cerebral!

No alcanzo a ser Usain Bolt
ni tampoco Niki Lauda,
pero mi mente recauda
las rimas del español.
No practico basquetbol
sino gimnasia verbal
con un tema bien actual
y algunos de mi pasado,
que creo haber recordado...
¡Es gimnasia cerebral!

© Rubén Sada. 15/02/2019

14 de febrero de 2019

YO NUNCA FUI DESERTOR

YO NUNCA FUI DESERTOR


La carta me avizoraba
un problemático trienio
mas, no pudo huir mi genio
del tiempo que me esperaba.
Acepté lo que allí estaba
escrito con estupor,
y estoico y con gran valor
tomé el toro por su asta,
al temor yo dije ‘basta’,
pues nunca fui desertor.



Yo podría haber huido
al otro lado del “charco”,
me tomaba un ferry, un barco
y a Uruguay me hubiera ido.
Allí hubiese estado excluido
como un hombre con temor,
sin coraje, sin vigor,
un timorato, un cobarde,
y aunque de mí no hago alarde,
yo nunca fui desertor.



Enfrenté la adversidad
sin que mi ánimo sucumba,
fui pasto al pie de mi tumba
tuve esa capacidad.
Acepté con humildad
las espinas, el dolor,
y lo áspero del rigor
no consiguió hacerme mella,
y fui obediente a mi estrella:
yo nunca fui desertor.



Rechazo causas idiotas
y en las mismas no me enrolo,
con los necios no me inmolo
aun si la van de patriotas.
Antes que beber derrotas
(porque no soy gladiador),
yo me encomendé al Señor
y enfrenté al monstruo fornido,
opté ser un perseguido
pero nunca un desertor.



Soy leal a mi conciencia,
frente al destino un impávido,
de la justicia soy ávido
aunque no tenga experiencia.
Impertérrito en esencia
y siempre muy pensador,
me declaro vencedor
y aun ante la adversidad
no pierdo mi dignidad,
¡pues nunca fui desertor!



© Rubén Sada. 14/02/2019.

13 de febrero de 2019

PRESO PICANDO TOSCA

PRESO PICANDO TOSCA


Por las noches pica y pica,
el preso pica la tosca,
agujerea la hosca
chubutense tierra rica.
¿Para qué? Nadie le explica.
Sólo le ordenan picar
y con el pico horadar
al duro suelo, hacer mellas,
su premio son las estrellas
y el permiso de mirar.



Nunca ha visto cosa igual
que el cielo de Comodoro,
estrellas, un mudo coro
que alaba al Dios celestial.
Ese ser universal
que desde lo alto lo mira,
mientras el hielo respira
cada vez que el pico cae,
y su esfuerzo no decae,
Él protege y no es mentira.



Paradójico dilema
de qué es premio y qué es castigo,
que un mandato poco amigo
sea salida a un problema.
Aunque la llaga es edema
cual castigo siberiano,
el calabozo no es sano
pues el aislamiento en calma
deja muy llagada el alma,
y él las prefiere en la mano.



Mientras el frío lo hiela
un soldado que le apunta
con un FAL, le habla y pregunta
y él responde al centinela.
Pero un militar de escuela
que a ambos de cerca escucha
sale afuera con capucha
y ordena con un fraseo
“no conversar con el reo”
así no mengua la lucha.



¡Fuerza, preso picador!
Sigue aunque no des a basto,
luego allí crecerá el pasto
regado por tu sudor.
Sé como el buen sembrador,
que el mundo te quede chico,
pico y pala, pala y pico
mientras te asombra este cielo,
vencerás al duro suelo
y aunque pobre, serás rico.



Varias horas de labor,
ya cambió guardia el soldado,
se siente el preso agotado,
extenuado y sin vigor.
La espalda calla el dolor
porque ha vencido epopeyas,
sin fusiles ni querellas,
picar tosca ha sido un parto
y el preso vuelve a su cuarto,
a una noche sin estrellas.



© Rubén Sada. 13/02/2019.

11 de febrero de 2019

EL REVERENDO

EL REVERENDO


Comodoro, CA COM 9,
en el patio del cuartel,
me apartaron del plantel
fui espina que se remueve.
Impartiendo una orden leve
un suboficial de grado
me llevó a un sitio privado
y es lo que voy concluyendo,
me presentó a un reverendo,
pues me negué a ser soldado.



El cura me hizo sentar
frente a su silla en un aula,
aun recuerdo su habla maula
que me empezó a predicar.
Me quiso catequizar
cual si fuera un pecador...
¡Yo nunca fui desertor!
Y me enfrenté a todo obstáculo...
¡Qué triste fue este espectáculo
de un “vicario” del Señor!



Como enfermo él me veía,
con su hablar de inflexión médica,
y fue su melosa prédica
una prédica vacía.
Él, convencerme quería,
de que yo acepte el fusil,
y con persuasión gentil
me invitó con prontitud
a deponer mi actitud
o enfrentarme a un sitio hostil.



—“Si no empuñas el fusil
te enviarán a un calabozo,
que no es un lugar hermoso,
¡es un negro cuchitril!
Perro rebelde al canil,
y te encerrarán diez años,
no podrás ni ir a los baños,
te será duro el invierno,
tu vida será un infierno,
si acaso sales, con daños”.



De abajo de la sotana
extrajo una Biblia roja,
y con una tesis floja
defendió su idea “cristiana”.
Mi argumentación fue vana
y a contarlo no resisto,
le expliqué que Jesucristo
hablaba contra la guerra,
predicó paz en la tierra,
portar espada es mal visto.



A sacerdotes sostienen
bendiciendo miles de armas,
adormecen sus “alarmas
conciencias”, si es que las tienen.
De la guerra no se abstienen
y desde uno y otro bando
da la orden el alto mando
y es la misma arma bendita
que en lo alto la vida quita
mientras siguen disparando.



Si los padres educaran
a sus hijos en la paz,
pibes chorros no habría más,
que por robarte disparan.
Si los clérigos formaran
'juventud de no violencia',
el amor sería la ciencia"
y de allí me fui sabiendo
que no importó al reverendo
violar mi limpia conciencia.



A quien tiene base firme
es difícil convencer,
y el cura no pudo hacer
que yo quisiera instruirme.
El intento de advertirme
no tuvo un final airoso,
con él no fui irrespetuoso
pero mi credo esgrimí,
y me llevaron de allí
derechito al calabozo.



© Rubén Sada. 11/02/2019.

10 de febrero de 2019

CUCARACHA

“CUCARACHA”


Machacado en la bigornia
hasta el fierro entra en razón.
(José Larralde)

Nunca supe tu apellido,
ni tu nombre, (ya no importa),
pero mi memoria, absorta
vuelve a lo que hemos vivido.
Con el torso ya vencido
te recuerdo en ese pozo,
con estas líneas que esbozo
te saludo, “Cucaracha”,
me dejaste tu covacha,
yo heredé “tu” calabozo.

Tu mirada me lo dijo,
tu voz tímida me habló,
tu mano me saludó
desde el oscuro escondrijo.
Hoy, que podrías ser mi hijo
serás el protagonista
de mi evocación cronista,
y engrosarán mi obituario
las letras de tu sumario:
te endilgaron “terrorista”.

Solo por hablar contigo
yo pensé “no puede ser”,
algún error debe haber,
¡tú no eras el enemigo!
A decir verdad me obligo,
que no pueden arruinarte
la juventud, cercenarte
y haberte hecho tanto daño,
por una frase en el baño
que hoy se diría que es arte.

Mi memoria se anestesia
en aquella negra caja,
apto color de mortaja
que a la cordura desprecia.
Era verdad que “La Iglesia
no está contra el comunismo”,
y escribiendo este sofismo
en el baño del cuartel,
se empalideció tu piel
en las fauces del abismo.

Absoluta oscuridad,
dos años de color negro
fueron el triste reintegro
por trazar esa verdad.
Hasta el Papa en su entidad
hoy proclama ese mensaje
que te condenó al ultraje
y que firmó tu sentencia,
muchas veces la demencia
disfruta un color salvaje.

Con una cerviz que agacha
y dilatadas pupilas,
volví a verlo entre las filas
del patíbulo y del hacha.
Con su apodo, “Cucaracha”,
cariñosamente dado,
de CA COM 9 soldado
de clase cincuenta y ocho,
lo conocí en mis dieciocho,
luego allí fui encarcelado.

Rubén Sada. 10/02/2019

7 de febrero de 2019

ACERTIJO EN DÉCIMA (II)

ACERTIJO EN DÉCIMA (II)

A los poetas arengo,
respondan en decimal,
quién es el noble animal
del que hablarles no me abstengo.
Pertenece al abolengo
de animales para asado,
creo que vaca se ha criado
pero también algo nada,
¿cuál es la vaca mojada
que también es un pescado?

Rubén Sada.

SAL

SAL

Desde el mísero cristal
que sórdido al suelo baña,
se convierte en una hazaña,
y a la tierra torna en sal.
Luego en siglos, salitral
se forma y salitre abunda,
el sodio a la tierra inunda
y se mezclan sodio y cloro
produciendo este tesoro
que a mucha tierra fecunda.

© Rubén Sada. 7/02/2019

FRÍO

FRÍO

Que no ande nadie en la calle
es algo que no me asombra,
la ciudad es una sombra,
un oscuro y tieso valle.
Y aquí aclaro este detalle:
que el peor frío en ciudad
frío de alma y de bondad,
un frío que al pueblo hostiga,
es un mármol que castiga:
un frío de humanidad.

© Rubén Sada. 7/02/2019.

5 de febrero de 2019

EL VUELO DE LA GALLINA

EL VUELO DE LA GALLINA

Treinta metros es bastante
para el vuelo de gallina
que escapa de la cocina
y de un cuchillo brillante.
Treinta metros es, no obstante,
el vuelo de esta emplumada
que escapa desesperada
para que no la hagan pulpa,
gritando “no tengo culpa
ni quiero ser empanada”.

© Rubén Sada. 5/02/2019.

COLMENA

COLMENA

“La reunión resulta amena”,
Adela así lo asegura,
porque este arte y cultura
son lo que vale la pena.
Este grupo es la colmena,
y la décima es la miel
que produce este plantel
y sin hacer alharacas,
yo estuve en parque Barracas
viendo al maestro Emanuel.

Rubén Sada. 31/01/2019

ACERTIJO EN DÉCIMA

ACERTIJO EN DÉCIMA

¿QUIÉN SOY?


Hoy los habré de probar,
mi ilustración está en ciernes:
desde el lunes hasta el viernes
soy la última en llegar.
Domingo he de descansar
y el sábado soy primera
y en septiembre y sembraderas
estoy en la honestidad
y en agosto en la mitad
o en el centro de la esfera.

© Rubén Sada. 5/02/2019

ELECCIÓN

ELECCIÓN

Siempre elijo lo mejor:
no a lo sucio, sí a lo pulcro,
sí a la vida, no al sepulcro,
no a la guerra, sí al amor.
Sí a lo justo, no al error,
no al desastre, sí a construir,
sí a la verdad, no a mentir,
es mi elección bendecida
siempre a favor de la vida,
cuando es cuestión de elegir.

© Rubén Sada. 5/02/2019


 

 

SIN BATERÍA

SIN BATERÍA

“Cuando es cuestión de elegir”,
entre lo barato y caro,
¿entre Movistar y Claro,
o a Personal acudir?
¿Qué importa cuál preferir,
o si es de categoría?
Se quedó sin energía,
con ninguna puedo hablar
porque el torpe celular
“se quedó sin batería”.

© Rubén Sada. 31/01/2019.


PUENTE

PUENTE

Bastante odio sanguinario
dividió a la Argentina,
con la codicia mezquina
que hizo el vivir un calvario.
Hago un puente imaginario
desde el pasado al presente,
siempre que se tiende un puente
será un puente de amistad,
donde cruce la hermandad
en el alma de la gente.

Rubén Sada. 5/02/2019

ALBA

ALBA

Un sábado o un domingo
yo no puedo madrugar,
no me puedo despertar,
noche y día no distingo.
En la cama doy respingo,
doy volteretas y ruedo,
pero un rato más me quedo,
no es igual que entre semana
que el alba veo temprana,
de lunes a viernes puedo.

© Rubén Sada. 5/02/2019

CATADOR

CATADOR

Un sábado o un domingo
nos vamos a vendimiar,
el lunes iré a catar,
y el martes al bar del gringo.
El miércoles lo distingo
y a catar en el viñedo,
el jueves me pongo en pedo
y el viernes será otra vez,
me cataré un torrontés,
de lunes a viernes puedo.

© Rubén Sada. 4/02/2019

3 de febrero de 2019

NUEVO MODELO

NUEVO MODELO

Yo tenía un dromedario
y me paseaba con él,
era un bicho de nivel,
pedigrí universitario.
Pero hoy leí en el diario
que salió un nuevo modelo,
tapizado a doble pelo,
caja de quinta, ecológico,
no está mal ni es algo ilógico
jorobar en paralelo.

Modelo sensacional:
con dos airbags por si chocas,
pezuñas que corren locas
y una alarma musical.
¡Lo que come este bagual!
Tiene oído y buena vista,
tiene estéreo repentista,
canta zambas, no es camelo:
¡con este nuevo modelo
yo me luzco en la autopista!

En un jagüel del Sahara
yo le lavo bien el chasis,
lo estaciono en el oasis
porque la nafta está cara.
Le cargo agua “súper”, clara,
le limpio bien la bujía,
controlo la batería
y le doy de comer fruta,
no sea cosa que en la ruta
se declare en rebeldía.

© Rubén Sada. 3/02/2019

2 de febrero de 2019

ENTRE VERANO Y OTOÑO

ENTRE VERANO Y OTOÑO

En un otoño te amé,
fue allí que tomé tus manos,
ya van treinta y seis veranos
desde que allí te abracé.
Cada estación festejé
y al amor le puse moño,
nos nació más de un retoño,
y el fruto fue más de un hijo,
por eso el otoño elijo,
"entre verano y otoño".

En Madrid, enamorados,
nos cubrió un cielo español,
y allí en la Puerta del Sol
caminamos abrazados.
Y fuimos fotografiados
con “El Oso y el Madroño”,
tú Chilindrina, yo el Ñoño
en la nueva vecindad,
pasó con seguridad
"entre verano y otoño".

© Rubén Sada. 2/02/2019.