'fauxcolumn-outer body-fauxcolumn-outer'>

LA CORRIDA (Poema contra las corridas de toros)




Quiero decirles amigos del foro
que estoy en contra de las corridas de toros.
Como espectáculo público, lo deploro.
¿Diversión? Más bien que alegría, ¡lloro!



LA CORRIDA


Es domingo, un soleado día
para ver cómo muere el toro.
Miles acuden a una corrida,
con un brío altamente sonoro.

El estadio parece de fiesta
y con tanta gente me acaloro.
Podría estar durmiendo siesta,
pero vine a acompañar al toro.

El torero baja de un caballo
y agita fuerte un capote rojo,
todos gritan, yo mejor me callo,
pues mi ánimo se halla en deterioro.

Y corre el animal, muy asustado
para poder verlo me incorporo.
¡Olé! Fuerte todos han gritado,
entonando cánticos en coro.

La "bestia" está muy enfurecida
un pésimo futuro le avizoro.
Y entre tanto grito y la corrida
perturbado me irrito, me azoro.

No existe lugar dónde escapar,
se pone rojo el suelo incoloro,
a la faena se deberá enfrentar
con dolor, ignominia y desdoro.

¡Qué sacrificio el de este animal,
creación de Dios, a quien adoro!
Otra condecoración para el torero.
Y el frigorífico con más carne de toro.


© Rubén Sada. 13-01-2008


Nota del Autor: Soy muy respetuoso de las tradiciones
o costumbres de las culturas de otros países del mundo.
Al estimado lector le pido que no se ofenda, esta es sólo
una poesía con un punto de vista "personal" sobre el tema,
y no pretende generar una polémica en el sitio. Gracias.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...