'fauxcolumn-outer body-fauxcolumn-outer'>

¡VUELVAN, HERMANAS PERDIDAS!

poema malvinas son argentinas

¡VUELVAN, HERMANAS PERDIDAS!

Ay, hermanita perdida, hermanita, vuelve a casa.(Atahualpa Yupanqui)


¡Vuelvan, hermanas perdidas!
Las esperamos en casa.
¡Vuelvan, Soledad, Malvina!
Vuelvan con fe y esperanza.
¡Vengan, hermanas perdidas!
¡Escapen ya del pirata!
Que no las tenga cautivas
como a víctimas de trata.

¡Prometemos ser más buenos,
si vuelven, islas hermanas!
Enderezaremos rumbo
para honrar la azul y blanca.
Ya no habrá más tiranías
que violenten con espadas
y que a nuestro pueblo manso
lo engañen con guerras falsas.

De ahora en más cuidaremos
los límites de la patria
y nuestra excelsa frontera
no será más vulnerada.
No aceptaremos que infiltren
por ella, inicuas substancias:
Ni las drogas ni los narcos...
¡Les damos nuestra palabra!

Haremos que el ancho "Río"
sea nuevamente "Plata",
y detendremos las sierras
de los bosques que se talan.
Nuestra riqueza, afirmamos,
aquí será repatriada.
No escapará hacia el Imperio
que asalta a cambio de nada.

No agotaremos los campos
por dos dólares la hectárea,
ni entregaremos el oro
por centavos, a las mafias,
mientras miles, en las villas,
con ranchos techos de chapa,
buscan comida en las sobras
y ropas rotas por ratas.

Juramos que a ningún niño
hijo de esta tierra gaucha,
ha de faltarle alimentos
que a mendigar lo obligaran.
Que educaremos al joven
en colegios de alta talla
para no exportar cerebros
porque aquí mal se les paga.

Que el viejo, ya jubilado
no estará triste en su casa
porque saquearon su haber
y el de su mujer anciana.
Prometemos ser honestos
encarcelando al que "afana",
si es funcionario o político,
que reintegre la plata.

Que serán reales los montos
de los negocios que se hagan,
y no engrosados con coimas
que enriquecen al canalla.
Que haremos soberanía
a partir de nuestra raza:
¡No acumulando billetes
impresos por los piratas!

Levantaremos colegios
y menos bingos y salas
de juego en las que, a enfermos
ludópatas se les engaña.
La máquina de recaudar
del juego, desmantelada,
no robará más al pueblo
como hoy les roba en la cara.

Construiremos hospitales
bien equipados, con camas,
para que la salud pública
sea un hecho y no una farsa.
Y la puerta giratoria
que libra al que roba y mata
se detendrá con Justicia,
y al delincuente: jaula.

¡Prometemos ser honestos!
¡Vuelvan, islas hermanas!
No somos gente jodida.
Simplemente erramos traza.
¡Prometemos ser más buenos,
y estar unidos y en calma!
¡Hagan que no sea en vano
tanta sangre derramada!

Desde el Noroeste andino
las saludan Jujuy, Salta,
Santiago del Estero,
La Rioja y Catamarca.
Del Chaco y Formosa, al Norte,
y en Santa Fe, las demandan.
Las quieren de Cuyo y Córdoba,
de Mendoza y sus montañas.

El "Jardín de la República"
presta su alma tucumana
para que vuelvan, airosas,
como premio de la patria.
Las saluda el Litoral,
nuestro ancho mar las abraza.
Festejará, si regresan,
nuestra llanura pampeana.

La Ciudad de Buenos Aires
con fervor de unión las llama.
Las ama todo el país...
¡Patagonia las reclama!
La Nueva Argentina espera:
¡Vuelvan, perdidas hermanas!
Ayúdennos a vivir hoy
la Argentina del mañana.

Rubén Sada. 25/05/2014



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...